Óscar Málaga

Las desapariciones

Hace cuarenta años un joven poeta limeño ganó el primer premio del concurso de poesía convocado por la Asociación Peruano Japonesa con el volumen titulado Canciones desentonadas y alegres aterrizajes para evitar el suicidio. Después de recibir el premio, Óscar Málaga siguió produciendo y publicando en diversas revistas y diarios. Luego se vincularía al movimiento Hora Zero al punto que es aludido en la novela Los detectives salvajes, de Roberto Bolaño, como parte de la “filial peruana” del grupo de poetas contestatarios autodenominados infrarrealistas.

Sin embargo su obra de iniciación desapareció, tanto como el original, lo que convirtió a este poemario en un objeto cultural mítico. Recién en 2016, cuatro décadas después, reconstruido y reunido, el volumen ha sido publicado bajo la forma de un libro/objeto por la editorial Apollo Studio.

Málaga es un hombre cosmopolita donde los haya. Partió del Perú hacia México y Europa a inicio de los años ochenta. Vivió una década en París, volvió a Lima a hacer periodismo y luego se trasladó a Beijing, donde pasó otra década traduciendo y editando revistas oficiales al castellano. Hoy vive en Auckland (Nueva Zelanda) un lugar que en su opinión “es demasiado tranquilo”, un comentario ciertamente sarcástico pues parte del run run sobre su inasible persona es la búsqueda de la soledad y una timidez que lo lleva a mantener relaciones de amistad escasas aunque ciertamente sólidas.

Hombre de su tiempo, Málaga no desdeñó la experiencia psicodélica ni el desafío cotidiano. Se dice de él que por seguir a una hermosa muchacha argentina en el glorioso Cusco de los setenta –tributario de lo que dejaron Dennis Hopper y Peter Fonda cuando se establecieron allá para filmar The Last Movie-; en ese afán, no puso ningún reparo en participar en una vistosísima ceremonia de adoración a la Luna en la Plaza de Armas de la Ciudad Imperial. Las ajorcas de plata de la muchacha vestida de negro brillaban en los ojos de Óscar Málaga, a medias creyente en el poder de los cuerpos celestes.

Óscar Málaga

Lima, 18 de julio de 1946

Poemas

Leído por